Porsche invierte en la start-up israelí Tactile Mobility

Porsche amplía su colaboración con la compañía tecnológica Tactile Mobility dentro del acuerdo de participación minoritaria que mantienen. La empresa israelí, con sede en Haifa, es uno de los principales proveedores de datos táctiles.

La ronda de inversión actual, en la que participan Union Tech Ventures, Porsche y otros inversores, suma un volumen total de nueve millones de dólares estadounidenses (algo más de ocho millones de euros). El objetivo principal es utilizar los fondos para fortalecer el desarrollo, así como las actividades de ventas, y de este modo fomentar la colaboración con otros fabricantes de automóviles, proveedores de servicios de movilidad, autoridades locales y de mantenimiento de carreteras en Estados Unidos, Europa y Asia.

"El método de movilidad táctil nos ayuda a recopilar información adicional sobre el estado de los vehículos y las carreteras" Michael Steiner

Los llamados datos táctiles simulan un sentido del tacto. "Este método de movilidad nos ayuda a recopilar información adicional sobre el estado de los vehículos y las carreteras, más allá de los sistemas de sensores convencionales", explica Michael Steiner, miembro del Consejo de Dirección de Porsche AG como responsable de Investigación y Desarrollo. La idea es implantarlo en los automóviles de producción en serie a comienzos de la próxima década. Como ejemplo, los datos táctiles ayudan a mejorar la evaluación del coeficiente de fricción entre los neumáticos y la superficie de la carretera mientras el coche está en movimiento. Otras aplicaciones tienen que ver con funciones predictivas y con la optimización de la gestión de la batería en los modelos eléctricos.

En una etapa avanzada de desarrollo, el software de Tactile Mobility también puede proporcionar información sobre el estado del vehículo, relativa al consumo de combustible o a la eficiencia del motor y los frenos, lo que permite sacar conclusiones sobre el desgaste de determinados componentes. Pero el uso potencial de los datos táctiles y su análisis van más allá de los propios coches individuales, ya que toda la información se recoge y evalúa en un sistema backend. Gracias a ello es posible determinar las condiciones de la carretera e identificar rápidamente un cambio en la superficie para advertir al resto de vehículos que componen la flota conectada en red de que existe un tramo resbaladizo.

Tactile Mobility. Primera fila, tercero desde la izquierda (i-d): Amit Nisenbaum, Director General; Eitan Grosbard, Responsable de Desarrollo de Negocio; Boaz Mizrachi, fundador., 2019, Porsche AG
Tactile Mobility. Primera fila, tercero desde la izquierda (i-d): Amit Nisenbaum, Director General; Eitan Grosbard, Responsable de Desarrollo de Negocio; Boaz Mizrachi, fundador.

"Estamos encantados con la confianza que Porsche ha depositado en los datos táctiles y los sistemas de sensores virtuales", dice Amit Nisenbaum, Director General de Tactile Mobility. “Esta inversión fortalecerá aún más nuestro papel de liderazgo en este sector en crecimiento. Al dotar a vehículos inteligentes con la capacidad de recoger y evaluar esta infromación, podemos contribuir a mejorar la experiencia de conducción y hacerla aún más segura".

En cualquier caso, todo esto no solo resulta interesante a los fabricantes de automóviles como Porsche. Las autoridades locales y de mantenimiento de carreteras también se benefician de esta tecnología para documentar el estado de cada vía, ya que los datos recopilados pueden servir para planificar trabajos de mantenimiento o poner en marcha servicios de esparcimiento de sal y limpieza de nieve con la máxima eficiencia.

Artículos similares